ATTENTION: Your browser appears to have scripting disabled. Aspects of this website require that JavaScript be enabled to function properly.
To ensure full functionality, please enable JavaScript in your browser, or enable scripting for this website.
LANGUAGE: ENGLISH / ESPAÑOL
Seal of the Senate of the State of Texas Bienvenidos a la página oficial del Senado de Texas
Seal of the Senate of the State of Texas
Bienvenidos a la página oficial del
Senado de Texas
 
Noticias del Senado de Texas
 
Mayo 5, 2015
(512) 463-0300
Senado preaprueba cambios a programa de matrículas para veteranos

(AUSTIN) — El Senado aprobó el martes en segunda lectura una propuesta que pondría límites a ciertos beneficios de matrículas universitarias para veteranos, algo que su autor dice es necesario para salvar el programa. El Senador Brian Birdwell de Granbury señaló que lo que empezó como una asistencia necesaria para los hijos de veteranos se ha convertido en un programa sumamente oneroso que ha multiplicado su costo a un nivel insostenible. “Estamos tomando esta acción para salvar este programa para futuras generaciones y seguir manteniendo seriedad fiscal”, dijo

Está en juego un programa de casi 100 años ofrecido por el estado para pagar la educación universitaria de veteranos. Conocido comúnmente como Acta Hazlewood, el programa estatal paga hasta 120 horas/crédito en matrículas universitarios a todo veterano de Texas que lo solicite. En un principio se ofrecía solamente a los veteranos, más los hijos de veteranos caídos o desaparecidos en acción, o hijos de veteranos con 100% de discapacidad. Pero en el año 2009, la Legislatura aprobó una medida que extendió este beneficio a los hijos de todo veterano, permitiéndoles transferir a sus hijos las horas de crédito universitario no usadas. En el 2009, solo un cuatro por ciento de los beneficiarios de Hazlewood eran estudiantes ‘herederos’ de las horas de sus padres, a un costo de aproximadamente $25 millones anuales. Cinco años después, más de la mitad de los beneficiarios de Hazlewood son ‘herederos’ del programa, y su costo ha escalado de forma alarmante a $160 millones --un aumento del 580 por ciento. Para el 2019, dijo Birdwell, ese costo podría exceder los $370 millones al año.

Complica aún más el problema la reciente decisión de una corte federal en respuesta al juicio iniciado por un estudiante de abogacía de la Universidad de Houston. El estudiante, que no es de Texas, denunció que los requisitos de residencia en el estado bajo la original Acta Hazlewood eran inconstitucionales, y la corte le dio la razón. El estado está ahora apelando esa decisión, pero Birdwell advirtió que si el estado pierde, se traduciría en que todos los veterano y sus hijos, independientemente de dónde vivan hoy, podrían mudarse a Texas y acceder a la exención Hazlewood en matrículas universitarias.

La medida de Birdwell hace un número de cambios al Acta, pero el senador recalcó que no haría ningún cambio que afecte a hijos de veteranos totalmente discapacitados, o caídos o desaparecidos en acción, ni a nadie que ya esté recibiendo los beneficios Hazlewood. Tampoco cambiaría para los hijos de veteranos que hoy están en los dos últimos años de secundaria. La propuesta requeriría que el veterano viva en Texas durante ocho años consecutivos para poder acceder al programa. Los veteranos tendrían hasta 15 años después de dejar el servicio militar para hacer uso del programa, ellos o sus hijos. También requeriría que los beneficiarios recurran a todo otro programa de asistencia económica estatal o federal antes de recibir la exención Hazlewood. Un veterano que desea transferir horas/crédito a sus hijos tendría que haber servido un mínimo de seis años, y solo recibiría exención de matrícula para programas de graduados, no posgrado. Los estudiantes ‘herederos’ también deberían mantener un promedio de 2.5 GPA y completar 24 horas/crédito al año para mantener la elegibilidad.

El Senador Birdwell, que es veterano, dijo que propuso esta legislación con profundo pesar. Aunque son decisiones difíciles, dijo que si no se hacen cambios ahora, la Legislatura enfrentaría un mayor problema en un futuro cercano. “Es fácil enfocarse solo en las necesidades inmediatas de nuestros veteranos y sus dependientes, pero sería trágicamente miope ignorar el simple hecho que predice la insustentabilidad a largo plazo de este programa”, escribió el senador en un comunicado de prensa después de la sesión.

El Senado vuelve a reunirse el miércoles 6 de mayo a las 11:00 am.

Vea el video de sesiones y audiencias desde la página Archivo de Audio y Video.

###