Senador Estatal Tommy Williams
P.O. Box 12068, State Capitol
Austin, Texas 78711
Tel. (512) 463-0104

DE DIFUSION INMEDIATA
Contacto: Janet Stieben
Tel.: (281) 364-9426
Noviembre 3, 2009

Palabras del Senador Williams en almuerzo de premios de Tejanos por la Reforma a Juicios
(Nota: El Senador Williams suele salirse de comentarios preparados)

Gracias Dick [Trabulsi, Presidente de Tejanos por la Reforma a Juicios (TLR)] por tan amables palabras. Es muy reconfortante ver a tantos de ustedes hoy aquí.

TLR fue fundada en 1993 con un compromiso por un sistema de justicia civil justo y equilibrado. La organización ha crecido hasta convertirse en el mayor grupo a nivel estado que aboga por la justicia civil en la nación. Cuando yo llegué al Capitolio en 1997, TLR salía de su primera y triunfal sesión en 1995, donde ganó victorias claves en la legislatura y dio vuelta las cosas contra el abuso en juicios que se venía dando en Texas por décadas. Muchos de mis colegas en la Legislatura decían: “…ya tuvieron su sesión –las medidas para reformar juicios y compensaciones ya fueron”. Esto era subestimar seriamente al gigante durmiente, despertado ahora por el éxito inicial de TLR.

Si 1995 marcó el comienzo del movimiento de la reforma a compensaciones en juicios en Texas, las sesiones de 2003 y 2005 fueron el cenit con la reforma integral a compensaciones, reforma de malapráctica médica y reforma de juicios por asbestos. The Wall Street Journal se refirió a nuestro éxito como “Reforma de Diez Galones a las Compensaciones”.

En las dos sesiones pasadas, especialmente la sesión de 2009 recién concluida, se trató realmente de jugar de defensa, tratando de no perder los triunfos por los que tanto peleamos durante la pasada década.

¿Cuáles son entonces los beneficios tangibles de estas reformas?

La reforma de juicios es clave para la estabilidad económica de Texas. The Star Telegram del 1º de noviembre de 2009 … dijo algo así en un artículo…

Dick el Carnicero, en la obra Enrique VI de Shakespeare, dijo la famosa frase: “La primera cosa que haremos: matemos todos los abogados”.

Se ha repetido mucho, usualmente fuera de contexto, desde que apareció la obra.

La mayoría cree que Dick sugería terminar con la profesión legal como una meta para mejorar la sociedad. Ese no es el caso.

La intención de Dick era terminar, para él y sus colegas anarquistas, con los impedimentos que las leyes y los abogados imponían al libre ejercicio de sus obras criminales. El punto de Shakespeare era que los abogados son necesarios para la existencia de una sociedad pacífica porque nunca ha habido escasez de personas que, como Dick, tratan de sacar ventaja a agujeros en el sistema.

No necesitamos matar a todos los abogados, pero la reforma a juicios es buena para los tejanos y la empresa en Texas.

Estoy orgulloso de haber tenido una pequeña parte en defender la reforma de juicios contra aquellos que querían regresar a los días en que el sudeste de Texas era conocido como “infierno judicial” y Texas como “capital de los juicios” en la nación.

Gracias por este honor. Lo acepto con humildad.

arriba