Senador Eddie Lucio Jr.

COMUNICADO DE PRENSA
DE DIFUSION INMEDIATA

8 de septiembre, 2004
CONTACTO: Doris Sánchez
(512) 463-0127

El Sen. Lucio elogia el informe de la Contralora de Texas Strayhorn citando una pérdida anual de $790 millones por el pronto inicio de clases

AUSTIN, TX – Mostrando un fuerte apoyo a la Contralora de Texas Carole Keeton Strayhorn por su informe especial sobre la fecha de inicio de clases, el Senador Eddie Lucio Jr., quien ha luchado durante años en la Legislatura de Texas para que las clases empiecen más tarde, la elogió hoy por su inquebrantable dedicación a esta causa.

“Como autor de la medida senatorial SB 108, estoy contentísimo de que, después de años de trabajar en este crítico tema, tengamos hoy una dirigente a nivel estatal que no solo comparte nuestra causa, sino que dio seguimiento a la investigación que revela nuevamente los potenciales beneficios de una fecha de inicio de clases más tardía”, dijo el Senador Lucio. “Empezar las clases a principios de agosto nos cuesta más dinero --$790 millones anuales en ingresos perdidos y gastos adicionales según el último informe de la Contraloría”.

El Proyecto de Ley SB 108 fue aprobado durante la sesión legislativa 77°, y ordena que las escuelas no empiecen las clases antes de la semana que contiene el 21 de agosto, considerando el domingo el primer día de la semana. Sin embargo, la cámara baja incluyó la posibilidad de excepción antes de aprobarla, y el Senado tuvo que aprobar la enmienda del texto o la medida no hubiera sido aprobada.

El Sen. Lucio también elogió el plan de la Contralora Strayhorn de nombrar una fuerza de tarea estatal para investigar y establecer una fecha de inicio más tardía y uniforme, posiblemente después del Día del Trabajo. El grupo estará integrado por maestros, administradores y dirigentes comunitarios y empresariales.

“Con esta reciente información sobre lo que le cuesta al estado empezar las clases tan temprano, espero que aquellos que siempre se han opuesto a esta iniciativa reconsideren su posición”, agregó el Senador Lucio. “Este reciente estudio muestra que, comprimiendo el año escolar pero manteniendo siempre el calendario de instrucción de 180 días, ha resultado exitoso en algunos de los estados del país con mejores resultados académicos. Parece no existir correlación entre el inicio de clases temprano y altos resultados en exámenes. No lo vimos hace seis años y no lo vemos ahora”.

“Me preocupa que la fecha temprana de inicio de clases continúa afectando negativamente a las familias migrantes, tanto económica como académicamente”, explicó el Senador Lucio. El informe indica que aún si una escuela empieza las clases el día posterior al del Trabajo, muchos niños de familias migrantes continuarán perdiendo las primeras semanas del año escolar, haciéndoseles muy difícil ponerse a la par de sus compañeros. La auditora informó además que el 70 por ciento de las familias migrantes (49.600 aproximadamente) inscriben en la escuela a sus hijos en agosto, a tiempo para el primer día de clases. Al tener que regresar a Texas, las familias migrantes que ganan $10.500 anuales a $629 por semana, pierden cerca de $1.260 en ingresos –un 12 por ciento de su ingreso anual.

En cuanto al tema del control local, el Sen. Lucio reiteró las muchas normas impuestas a los distritos escolares. Una de éstas es la exención de días de instrucción. El promedio de días de instrucción entre 432 distritos escolares de Texas fue de 177 días, pero cerca del 29 por ciento opera con calendarios de 180 días en el 2004-2005. No se ha hallado correlación entre las fechas de inicio tempranas y un número más alto de días de instrucción.

arriba