COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
Mayo 13, 2011
Contacto: Cindy Brockwell - (210) 826-7800

Algunas medidas progresan, otras no

Con poco más de dos semanas para el fin de esta sesión legislativa, algunas medidas han sido aprobadas tanto en el Senado como en la Cámara de Representantes, mientras que otras muchas languidecen en comités con poca probabilidad de aprobación.

Mi propuesta para permitir que personas con licencia para portar armas (CHL) puedan hacerlo en universidades e institutos se aprobó finalmente en el Senado como enmienda a otra medida. Como he dicho previamente, esta legislación permitiría que los portadores legales puedan defenderse si un loco ingresa a la institución con intención de matar a estudiantes y profesores.

La medida fue a la Cámara de Representantes y de ahí referida al Comité de Asignaciones.

Otra medida, la SB 321, de la que soy coautor, permitiría que los tejanos autorizados a portar armas de fuego y municiones puedan mantenerlas en sus vehículos cerrados cuando lo estacionan en su lugar de empleo.

Actualmente, algunos empleadores prohíben a sus empleados guardar armas o municiones en sus vehículos. Esos empleadores le están negando su protección legal y responsable en el camino hacia su trabajo.

Otros tejanos generalmente transportan armas y municiones en sus vehículos cuando hacen viajes de caza o visitas a centros de tiro o clubes de armas.

Esta medida fue aprobada por el Senado y la Cámara de Representantes de Texas. Como la cámara baja agregó enmiendas a la medida, ésta volverá al Senado para un nuevo voto que determine si se aceptan o no las enmiendas.

La SB 1118, de la que soy coautor junto con el Senador “Chuy” Hinojosa, autorizaría las máquinas de video-lotería en pistas de carreras de caballos o galgos. Hasta ahora, el presidente del comité al que fue referida la medida se ha negado a dar una audiencia a la misma.

Los sectores equino y agrícola han sido componentes vitales en la economía de nuestro estado desde el siglo XIX. Los votantes de Texas aprobaron apuestas en las carreras en 1987, y en el 2000, la asistencia a pistas de carreras subió a 3.3 millones, mientras las apuestas alcanzaron los $633 millones en carreras en vivo y transmitidas en simultáneo.

Desafortunadamente, el sector ha declinado desde entonces. Texas no puede competir con estados vecinos donde se permiten máquinas de video-lotería en los hipódromos. El resultado es un éxodo de caballos, criadores y otros profesionales de hipódromos a otros estados que ofrecen más ganancia.

Mi medida aportaría un gran estímulo económico a este estado, mediante un mayor empleo en pistas de carreras y alrededores. También impulsaría programas de exposición y cría, aumentaría el empleo en turismo, apoyaría programas para promover la cría de caballos y galgos, y proveería medio billón de dólares en el próximo ciclo de dos años.

Éstas son solo tres de las 112 medidas y resoluciones conjuntas de las que soy autor o coautor en esta sesión, la mayoría de las cuales provienen de sus ideas y sugerencias.

arriba