COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
Noviembre 18, 2010
Contacto: Cindy Brockwell - (210) 826-7800

Dios bendiga a los agricultores y ganaderos de Texas

Cuando usted corte el dorado pavo este jueves, dedique por favor un momento para dar las gracias a los agricultores y ganaderos de Texas.

Hace más de 400 años, los colonos ingleses dedicaron un día para agradecer una abundante cosecha, un viaje transatlántico seguro, nuevos amigos y una maravillosa nueva tierra.

Hoy, jóvenes estudiantes conmemoran ese día mediante trabajos de arte con peregrinos vestidos en sombríos grises y negros, y pavos adornados con plumas violetas y naranjas.

Los miembros más jóvenes de la familia mirarán el desfile de Macy’s del Día de Acción de Gracias, mientras que los más grandes esperarán el partido de los Aggies contra los Longhorns en la tele.

En toda la nación, las familias se reunirán con sus seres queridos para dar gracias por sus bendiciones. Muchos tejanos abrirán sus puertas a miembros del ejército estacionados en bases militares cercanas. Otros optarán por servir la cena del Día de Gracias a los desamparados en refugios y centros comunales.

Como la mayoría de nosotros no cultivamos nuestros propios alimentos, éste es un buen día para pensar en aquellos cuya labor permite nuestros festejos.

Desde el algodón de nuestros manteles hasta la calabaza y nueces de nuestros pasteles, desde las manzanas al vino y las calabacitas, los agricultores de Texas producen todos los alimentos en la mesa del Día de Gracias. Al mismo tiempo, ellos ayudan a la economía de Texas, cuando el impacto del sector de alimentos y fibras suma más de $100 billones al año.

Texas tiene más granjas y ranchos que todo otro estado, alrededor de 247,500 según el Departamento de Agricultura de Texas (TDA). Uno de cada siete trabajadores tejanos está empleado en un sector relativo a la agricultura o ganadería, y el 98.5 por ciento de las granjas y ranchos tejanos son de propiedad familiar, sociedades o corporaciones de familias.

La del agro es una vida difícil que depende de un clima cooperante. La sequía o una helada temprana o tardía puede arruinar la delicada fruta, que, por tradición en Texas, madura en los árboles. Con una edad promedio de 59 años en agricultores y ganaderos, la Legislatura de Texas actuó el año pasado para asegurar que estas industrias vitales continúen floreciendo.

El Programa de Subsidios a Agricultores y Ganaderos Jóvenes fue establecido para ayudar a que los jóvenes permanezcan en el agro. Los tejanos de por lo menos 18 años de edad pero menores de 46 pueden solicitar estos subsidios de hasta $10,000. Los solicitantes deben disponer de fondos suplementarios iguales a la cifra del subsidio y usarlo para crear o expandir un negocio del agro en Texas.

Los subsidios pueden usarse para gastos de operación como semillas, fertilizantes, combustible, o para comprar ganado, alimento y costos asociados que podrían incluir el alquiler de la tierra. Las compras de capital no podrán exceder los $5,000.

Para atraer una generación de jóvenes a la agricultura y ganadería, Future Farmers of America (FFA) brinda instrucción en liderazgo para estudiantes del agro. No todos los 74,000 miembros tejanos de FFA serán agricultores o ganaderos, pero muchos seguirán carreras en floricultura, ciencias animales, horticultura, acuacultura, manejo de vida silvestre o ciencias ecológicas.

Para informarse más sobre el subsidio Young Farmer Grant y otros programas de TDA, visite la página www.texasagriculture.gov.

Y que Dios bendiga a nuestros agricultores y ganaderos en Texas.

arriba