COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
Mayo 14, 2010
Contacto: Margaret Patterson
(210) 826-7800

Abróchese el cinturón o pague multa

Entre el 24 de mayo y el 6 de junio, los agentes de la policía local y estatal de Texas trabajarán juntos para hacer cumplir las leyes estatales de cinturones de seguridad, al lanzar el Departamento de Transportación de Texas (TxDOT) su 9º campaña anual de ‘cinturón o multa’ (‘Click It or Ticket’).

Este año, los agentes podrían emitir más multas si los conductores y pasajeros en Texas no obedecen las nuevas leyes de cinturón de seguridad que la Legislatura de Texas aprobó en el 2009. Los pasajeros adultos en los asientos de atrás deben ahora abrocharse el cinturón, y los niños menores de 8 años deben viajar en asientos de seguridad si miden menos de cuatro pies y nueve pulgadas. El no ajustarse el cinturón en los asientos de atrás o no sentar a un niño en asiento de seguridad podría resultar en una multa de $25 a $250, más gastos judiciales.

Los asientos de seguridad ‘booster’ ayudan a proteger a los niños demasiado grandes para el carrito de seguridad pero muy pequeños todavía para usar el cinturón para adultos. En caso de un accidente vehicular, los niños en asientos booster tienen menos posibilidad de sufrir daños o morir que los niños que usan solo el cinturón de seguridad. Los asientos booster son especialmente efectivos en choques laterales, que son los más mortales en niños.

Sea donde sea que un adulto o niño está sentado, todos deben estar asegurados correctamente. Los conductores y pasajeros asegurados con cinturón tienen más posibilidad de sobrevivir un accidente vehicular grave que alguien que no está usando cinturón.

Desde que empezó la campaña para ‘cinturón o multa’ en el 2002, el uso de cinturones de seguridad en el estado ha aumentado del 76 por ciento a casi 93 por ciento. Los expertos en seguridad estiman que el aumento en el número de motoristas que ahora se abrochan el cinturón ha resultado en 2,400 muertes menos en tráfico y ha evitado más de 56,300 heridos.

Según el Instituto de Transportación de Texas, los conductores que tienen menos posibilidad de usar cinturón en el estado siguen siendo hombres, adolescentes, y conductores y pasajeros de camionetas. La mitad de los conductores de camionetas muertos en accidentes de tráfico no estaban abrochados.

Me alegra que los tejanos se estén asegurando; sin embargo, me preocupa que sigan usando celulares en el auto. En 2008, el manejar distraído causó 103,526 accidentes en Texas, un número que incluye 524 muertes. Los conductores distraídos menores de 20 años estuvieron involucrados en accidentes fatales más que cualquier otro grupo.

Aunque texting y hablar por teléfono son grandes distracciones, los conductores también se distraen al leer, comer, maquillarse o tratar de alcanzar algo en el vehículo.

Debe evitarse todo lo que haga que el conductor aleje la vista de la carretera o piense en otra cosa que en conducir. Si los tejanos se abrochan los cinturones y cortan la llamada antes de arrancar sus vehículos, podremos prevenir miles de heridos y ahorrar miles de vidas todos los años.

arriba