COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
Julio 18, 2008
Contacto: Margaret Patterson
(210) 826-7800

Cumplimiento de la ley federal de inmigración a nivel estatal

Nuestra nación fue fundada y construida por inmigrantes.

Después de años de recibir a inmigrantes legales a nuestras playas, América se enfrenta ahora a una oleada de inmigración ilegal que está afectando negativamente a nuestra región fronteriza y más allá. En el 2007, por ejemplo, la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos atrapó a 218,503 extranjeros ilegales solo en Texas.

El fracaso del gobierno federal en aprobar una medida de reforma integral a inmigración ha resultado en que tanto los gobiernos estatales como los locales se ven forzados a tomar acción en áreas tradicionalmente reservadas al gobierno federal.

En el 2007, fueron introducidas más de 1,000 obras legislativas por gobiernos estatales para detener la inmigración ilegal, el tráfico de drogas, la violencia pandillera y el tráfico de personas. Por lo menos 156 de estas medidas fueron promulgadas en ley, incluyendo unas que castigan a empleadores que dan trabajo a trabajadores indocumentados, multan a propietarios que rentan viviendas a inmigrantes ilegales, prohíben a policías estatales y locales encargarse del cumplimiento de leyes de inmigración, prohíben contratar trabajadores diarios en calles públicas y requieren la verificación de estatus legal antes de recibir beneficios públicos.

Como la inmigración está dentro del ámbito del gobierno federal, algunas de las medidas aprobadas han sido desafiadas en la corte por inconstitucionales.

A pesar de los desafíos judiciales, los que vivimos en estados fronterizos creemos que se debe hacer algo para asegurar nuestras fronteras. Con ese fin, el Comité Senatorial de Transportación y Seguridad Patria invitó a oficiales policiales federales, estatales y municipales a brindar declaración ante sus miembros en una audiencia del comité en El Paso, el 9 de julio. Su testimonio nos ayudará a evaluar los esfuerzos estatales de seguridad patria y la inversión de $140 millones para ejecutar las leyes en la frontera.

Como miembro del comité, también recibí el testimonio de representantes del sector privado y grupos de interés público y sin fines de lucro. Los testigos proporcionaron al comité información que usaremos para hacer recomendaciones a la Legislatura de Texas que ayuden a ejecutar políticas federales de inmigración, incluyendo maneras de reducir la ola de inmigración ilegal y las actividades criminales en la región fronteriza.

También discutimos la creación de una licencia de conducir inviolable, o documento de identidad con foto, que cumpla con el acta federal Real ID, incluyendo la implementación del Programa Licencias de Conducir Mejoradas y Seguras.

El vicepresidente de un banco del sector privado señaló que para el 2015, cuando se jubilen 15 millones de americanos, y debido al bajo índice de nacimientos y enérgicas políticas de inmigración en nuestro país, no habrá gente suficiente para cubrir los empleos. La falta de personal ya es un problema tanto en las fuerzas armadas como en la policía. Dallas, por ejemplo, necesita 400 nuevos agentes de policía, mientras que el Ejército de Estados Unidos ha tenido que suavizar sus requisitos de aceptación para poder reclutar más personas.

La organización Empleadores de Texas por la Reforma a Inmigración, anticipando la escasez de trabajadores, está pidiendo un programa temporal de trabajadores invitados, que dé a América suficientes trabajadores para continuar el crecimiento de nuestra economía.

Después de escuchar a los testigos, es aparente que no habrá una solución fácil al tema de la inmigración, y que toda recomendación que haga el comité será controversial.

arriba