COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
Febrero 23, 2007
Contacto: Margaret Patterson
(210) 826-7800

Los abandonados parques de Texas deberían recibir fondos para una necesaria renovación

En lo que se refiere a parques y sitios históricos, los tejanos somos afortunados y desafortunados.

Somos afortunados porque el Departamento de Parques y Vida Silvestre de Texas (TPWD) mantiene más de 600,000 acres de parques y sitios históricos en siete regiones diametralmente distintas.

Desafortunadamente, nuestros sitios históricos, parques estatales y áreas naturales están en mal estado como resultado de recortes de presupuesto y un techo en el financiamiento.

Uno de estos sitios históricos, Washington on the Brazos, es donde se firmó la Declaración de Independencia de Texas el 2 de marzo de 1836.

En previas sesiones legislativas, yo trabajé con algunos de mis colegas en la Cámara de Representantes --como Edmund Kuempel de Seguin y Harvey Hilderbran de Kerrville--para aumentar el techo de 32 millones de dólares en el financiamiento al sistema. En detrimento de todos los parques estatales de Texas, fuimos derrotados.

Creo firmemente que nuestros parques estatales deberían ser restaurados a su aspecto original y mantenidos adecuadamente para que sean disfrutados por tejanos de hoy y el futuro. Con ese fin, me he unido a otros 15 senadores como coautor de la propuesta SB 252 del Senador Craig Estes.

El Diputado Hilderbran introdujo una medida idéntica en la Cámara de Representantes. Más de 100 diputados han firmado como coautores de la HB 6.

Las dos medidas asegurarían que TPWD tiene los fondos para restaurar nuestros 120 parques estatales y museos, mantenerlos adecuadamente y contratar el personal necesario para su operación, anulando el límite estatutario en el financiamiento a parques estatales y dirigiendo al Departamento de Parques y Vida Silvestre de Texas todo ingreso por impuestos de venta a artículos deportivos.

Hace años, los parques estatales eran financiados con los ingresos generados por la venta de cigarrillos, pero con el paso del tiempo, esa corriente de ingresos mermó. En 1993, la Legislatura la reemplazó con una parte de los impuestos de venta a artículos deportivos.

Esta fuente de ingresos produce aproximadamente $105 millones anuales, más que suficientes para mantener nuestros parques en su mejor condición, si no fuera porque la legislatura aprobó más tarde un techo en el financiamiento, de $32 millones. Además de este techo, la Legislatura no siempre usó todos los $32 millones para lo que se fijó. Por ejemplo, en el presupuesto del pasado bienio, solo $23 millones fueron asignados a parques.

En el 2001, los tejanos autorizaron más de $100 millones en fondos de bonos para parques, pero solo se emitieron $46 millones. Un Comité Asesor de Parques Estatales de Texas nombrado por el Presidente de la Comisión de Parques y Vida Silvestre, Joseph Fitzsimons, recomendó recientemente que el estado emitiera todos los bonos ya aprobados por los votantes, para reparación y mantenimiento de parques estatales. El comité también recomendó un aumento anual de $85 millones en el financiamiento a parques estatales.

El Gobernador Rick Perry declaró el financiamiento a parques como rubro de emergencia en esta sesión legislativa. También habló del mal estado de nuestros parques en su discurso sobre el Estado del Estado.

Con apoyo bipartito tanto en el Senado como la Cámara de Representantes, creo que una de las medidas será aprobada y firmada por el gobernador. Cuando eso ocurra, habremos tomado el primer paso para la restauración de nuestros parques y sitios históricos a un nivel que atraerá a visitantes y enorgullecerá a los tejanos.

arriba