COLUMNA DE OPINION
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
Julio 21, 2006
Contacto: Margaret Patterson
(210) 826-7800

Nuevo método de financiamiento da luz verde a proyectos de construcción de carreteras

El pass through (traspaso) es un nuevo método de financiamiento que puede ser usado para acelerar la construcción de carreteras estatales, y aliviar a los conductores de Texas que avanzan lentamente por caminos congestionados.

Medidas aprobadas tanto por la Legislatura 78º de Texas del 2003 y la Legislatura 79º del 2005 permiten que el Departamento de Vialidad de Texas (TxDOT) participe en acuerdos financieros de traspaso con entidades de gobierno locales --como ciudades o condados--, o con compañías privadas. De esta manera, estas entidades públicas y privadas pueden construir los caminos necesarios cuando se necesitan, en vez de tener que esperar a que haya fondos disponibles de TxDOT.

En un acuerdo financiero de traspaso, un gobierno local o compañía privada se compromete a financiar y construir un proyecto en el sistema estatal de carreteras. Una vez que se construye el camino y el tráfico está fluyendo, TxDOT reembolsa a su socio público o privado el costo del proyecto, con pagos periódicos basados en el número y tipo de vehículos que circula en dicho camino. El socio de TxDOT también puede optar por encargarse del mantenimiento y operación de la carretera.

Los acuerdos de reembolso se hacen por un promedio de 10 a 20 años. Se negocian entre un socio público o privado y TxDOT, y pueden cubrir o no costo total del proyecto.

Debido a que el reembolso está basado en millas/vehículos, los proyectos de gobiernos municipales y condales, así como los de compañías privadas, que se hagan serán aquellos que son realmente necesarios. Este tipo de financiamiento de traspaso permite a ciudades y condados hacer mejoras a caminos existentes en el momento adecuado, o construir caminos nuevos que se necesitan, sin tener que esperar los fondos de TxDOT. Los caminos construidos pueden ser con pago de peaje o gratuitos.

Hasta hoy, ninguno de los proyectos aprobados con financiamiento de traspaso son de peaje. Los gobiernos municipales o condales pueden recaudar dinero para un proyecto de construcción muy necesario a través de bonos o un impuesto especial aprobado por los votantes.

Los gobiernos locales y estatales se benefician con este tipo de financiamiento de traspaso. El gobierno estatal se beneficia al no tener que pagar la inversión inicial asociada a la construcción de caminos. Los gobiernos locales se benefician al mejorar los caminos actuales y construir nuevos de manera puntual.

El financiamiento de traspaso también da a gobiernos locales y al estatal una manera de cubrir la curva de crecimiento demográfico que resulta en demanda de nuevas carreteras y caminos.

Como miembro del Comité Senatorial de Movilidad y Seguridad Patria, trabajaré para asegurar que el estado continúe investigando maneras de financiar la construcción de carreteras necesarias, para mantener a los tejanos en movimiento.

arriba