COLUMNA DE OPINION
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
Julio 7, 2006
Contacto: Margaret Patterson
(210) 826-7800

Medidas ayudarían a los tejanos tanto física como fiscalmente

Una perdurable creencia declara que la casa de una persona es su castillo.

El principio de la “Doctrina del Castillo” comenzó en el siglo XVI con la ley inglesa de derecho consuetudinario que declara que los ciudadanos tienen derecho a protegerse dentro de sus casas.

Cuando la Legislatura 80º comience a reunirse en enero, los legisladores de Texas tendrán la oportunidad de promulgar en ley estatal el concepto de la “Doctrina del Castillo”. Yo pienso introducir una medida que daría a los tejanos el derecho a protegerse por la fuerza a ellos y sus familias, de criminales que invadan su hogar.

Bajo la actual ley de Texas, antes de usar la fuerza contra un intruso, los residentes deben buscar primero una manera de escapar. Los propietarios que no intenten escapar antes de usar la fuerza pueden ser juzgados criminalmente por haberse protegido él, su familia y vivienda. Y yo creo que esto no está bien.

Yo creo que los tejanos deberían tener derecho a defenderse y defender a sus familias de criminales que entran a sus viviendas. Mi medida no solo protegerá a las víctimas de viviendas asaltadas de juicios criminales iniciados por el estado, sino también de posibles juicios civiles iniciados por criminales y/o sus familiares.

Los tejanos no deberían tener que demostrar en la corte que sus vidas estuvieron directamente amenazadas. La suposición razonable de que un intruso que entra a una vivienda amenaza de por sí la vida de los residentes de la misma debería convertirse en ley.

La opinión pública apoya esta legislación. Una encuesta en el boletín que envié a los votantes del Distrito Senatorial 25 en enero preguntó si apoyaban el derecho de un residente a usar arma mortal contra intrusos, sin tener que tratar de escapar primero. Ochenta y ocho por ciento de las más de 16,000 respuestas fueron afirmativas.

Mi medida para asegurar el derecho de los tejanos a defenderse en sus propias viviendas haría que los hombres y mujeres tejanos se sientan más seguros en sus “castillos”.

A los propietarios de Texas podría interesarles otra medida que intento introducir para ayudar a rectificar la falta de justicia en las declaraciones de precios de venta. Actualmente, toda la propiedad gravada debe ser tasada a nivel del mercado a menos que la ley disponga un valor diferente.

Como la ley no requiere que se declare el precio de compra, los distritos de tasación dependen del servicio de listado múltiple (MLS) y otras fuentes de información para evaluar el valor de propiedades.

El precio de compra de propiedad comercial --como edificios de apartamentos y propiedades residenciales caras--generalmente no está listado en MLS ni se declara en ningún lado. Esto hace que las propiedades no estén correctamente tasadas y gravadas, trasladando esa carga impositiva a los otros dueños de propiedades.

Mi medida requeriría que el actual precio de venta de la propiedad sea incluido en la escritura del título de la propiedad.

La declaración del precio de venta total quitaría esa carga a los propietarios de viviendas en Texas y detendría el aumento en las tasaciones que está haciendo que algunos tejanos tengan que vender sus casas.

Estas medidas reconocen la importancia de la casa propia en la vida de los tejanos, y reafirma mi compromiso para resguardar la seguridad y derechos de propiedad de las familias de Texas.

arriba