COLUMNA DE OPINION
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
22 de diciembre, 2005
Contacto: Margaret Patterson
(210) 826-7800

Visitar un pequeño pueblo de Texas en estas fiestas podría ser como un viaje al pasado

Hubo un tiempo cuando volver a casa para las fiestas era viajar al campo o a un pequeño pueblo de Texas.

Con sólo el dos por ciento de la población de Texas dedicada actualmente a la agricultura o ganadería, las granjas y ranchos familiares son hoy pocos y alejados. Los que todavía operan suelen estar rodeados por subdivisiones rurales.

Los pueblos pequeños, como los ranchos y granjas familiares, están también convirtiéndose en “especies en peligro de extinción”. Cuando las carreteras no pasan por un pueblo, los negocios cierran y los residentes se mudan a otro lugar.

Aunque un cierto declive rural es irreversible e inevitable, me agrada que la Legislatura de Texas haya aprobado leyes que ayudarán a preservar nuestras tierras agroganaderas y también ayudarán a pequeños pueblos a prosperar en vez de sólo sobrevivir.

Durante la sesión regular legislativa de este año, aprobamos una medida creadora del Programa de Conservación de Tierras Agroganaderas, dependiente de la Oficina de Tierras Públicas de Texas. Este programa da incentivos financieros a propietarios para que conserven los recursos naturales y agrícolas por medio de la venta voluntaria de servidumbres de preservación, ya sea perpetuas o por 30 años.

También creamos el Programa de Comunidades de Retiro Certificadas para asistir a comunidades en la atracción de personas jubiladas a áreas rurales. El Departamento de Agricultura de Texas manejará este programa.

Los jubilados están teniendo un papel cada vez más importante en la fortaleza económica de Texas. En el año 2003, este grupo de personas de 50 años o mayores llegó a más de 70 millones en los Estados Unidos.

La mayoría de estos individuos se jubilarán dentro de 5 a 10 años. Este mercado tiene el 80 por ciento de todos los fondos en instituciones de ahorro y préstamos de EE.UU., y controla la mitad del gasto discrecional en el país. La medida HB 1982 da a comunidades otro instrumento para comercializar y promoverse como lugar apetecido por jubilados que buscan radicarse en Texas.

Los detalles del programa están siendo diseñados por el Departamento de Agricultura de Texas, el que empezará a implementarlo antes del 1º de septiembre del 2006.

Mientras tanto, usted puede contribuir a un futuro más próspero para los pueblos de Texas con una visita estas fiestas. Muchos de los pueblos pequeños del Distrito Senatorial 25 están bellamente decorados para las fiestas, y aunque la Navidad haya pasado, las decoraciones permanecen hasta el primero de año.

Un paseo por la calle principal de un pequeño pueblo, con paradas para hacer compras, no sólo es bueno para el pueblo sino para una cintura que podría haber crecido como resultado de las comilonas de las fiestas.

Cualquiera sea la razón, en estas fiestas podemos visitar algo que está en nuestra memoria y establecer una tradición familiar para las fiestas. Los pequeños pueblos de Texas ofrecen oportunidades para las dos cosas.

arriba