COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
15 de abril, 2005
Contacto: Margaret Patterson
(210) 826-7800

La seguridad infantil es prioritaria para el gobierno estatal de Texas

Una de las mayores responsabilidades del gobierno es mantener la seguridad de su gente.

Cuando se trata de los niños en especial, la responsabilidad tiene un gran peso en la conciencia de los legisladores. Estamos dolorosamente familiarizados con reportajes de horrendos casos de abuso infantil. Desafortunadamente, algunos de los niños maltratados vivían en hogares que los Servicios de Protección Infantil habían investigado.

El creciente abuso a tejanos ancianos y niños llevó al Gobernador Perry a declarar la reforma de los Servicios de Protección a Niños (CPS) y Adultos (APS) como tema de emergencia para la Legislatura 79º, reunida ahora en Austin.

El Proyecto de Ley Senatorial (SB) 6, una medida que reformaría APS y CPS, fue aprobada por el Senado de Texas y está ahora siendo debatida en la Cámara de Representantes. Sería especialmente apropiado si la Legislatura aprueba y envía la SB 6 al gobernador para su firma en abril, Mes de Prevención del Abuso Infantil.

Uno de los mayores problemas de CPS es la abrumadora carga de casos a tratar por los trabajadores sociales, muchos de los cuales tienen un promedio de 70 casos activos. Debido a que el Comité Senatorial de Finanzas determina el presupuesto de agencias estatales, la SB 6 no puede asignar fondos para contratar más empleados, pero la medida urge aumentar el personal.

Cuando la Legislatura 78º aprobó el presupuesto estatal en el 2003, yo fui uno de siete senadores, y el único republicano, que votó en su contra, ya que el presupuesto, junto a muchos otros defectos, castigaría a los niños. Lamento que mi temor se convirtió en realidad, pero me alegra que estemos reformando la agencia responsable de proteger a los niños.

Las reformas incluyen un programa de intervención basado en la comunidad para prevenir que casos de abuso moderado empeoren, y un departamento de investigación que trabaje de manera cercana con policías estatales y locales en casos de abuso criminal a los niños.

Los policías y fiscales que tratan casos de abuso infantil se beneficiarían con la medida SB 450 que introduje y el Senado aprobó. Jueces, policías y otro personal judicial están en peligro de sufrir represalias de parte de acusados criminales y civiles, como lo evidencia recientes eventos en Atlanta y Chicago.

Un juez, policías y un taquígrafo de tribunal fueron asesinados por un acusado en Atlanta; y en Chicago, un individuo enojado por una decisión judicial mató al esposo y madre de una jueza federal.

Actualmente, bajo el Acta de Información Pública, cierto personal de policía y empleados del Departamento de Justicia en lo Criminal de Texas pueden optar por declarar confidencial cierta información personal como domicilio, teléfono, número de seguridad social e información familiar.

Debido a que empleados de fiscalías se enfrentan a riesgos similares de represalia y acoso, la SB 450 haría confidencial la información personal de empleados de fiscales de distrito y condados cuya jurisdicción incluya asuntos de leyes criminales y servicios de protección infantil. La información personal de fiscales condales y municipales cuya jurisdicción incluye asuntos de leyes criminales y servicios de protección infantil también sería confidencial bajo la SB 450.

Debemos hacer todo lo que podemos para proteger a nuestros niños del abuso y maltrato, y, cuando fallamos trágicamente, debemos proteger a los hombres y mujeres que procesan a los criminales.

arriba