COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
23 de julio, 2004
Contacto: Margaret Rambie
(210) 826-7800

Información judicial en el Internet provoca debate sobre acceso público versus privacidad

El debate sobre el derecho público a la información versus el derecho individual a la confidencialidad no es nuevo, pero se ha intensificado desde que las cortes de Texas comenzaron a poner documentos sobre casos judiciales en el Internet.

Durante años, era necesario ir a la corte para examinar los registros de casos judiciales. Ahora, esa información es accesible a través de computadoras personales.

Como presidente del Comité Senatorial de Jurisprudencia y enérgico defensor de un gobierno abierto, tengo mucho interés en un estudio que está conduciendo un comité de 17 miembros nombrados por Tom Phillips, el Juez Primero de la Corte Suprema de Texas.

Los miembros de este Comité de Acceso Público a Registros Judiciales incluyen varios jueces activos, secretarios de condados y distritos, legisladores y defensores del gobierno abierto. El comité está considerando si cierta información de registros judiciales disponible en las cortes, y posiblemente vía Internet, no debería ser pública.

No quiero que las cortes de Texas se conviertan en cómplices involuntarios de ladrones de identidad y perseguidores obsesionados que podrían usar el Internet para conseguir información personal y delicada existente en muchos registros judiciales, y usarla después de manera ilegal. Ni tampoco quiero que las cortes nieguen el acceso a registros que permiten al público dar seguimiento a la operación de su sistema judicial. El acceso electrónico a los registros judiciales ayuda a aquellos que no pueden ir a la corte durante las horas normales de funcionamiento para investigar desde la historia y genealogía de su familia hasta tasaciones impositivas.

El Comité de Acceso Público a Registros Judiciales ha respaldado la creación de una ficha de información ‘delicada’ en la carpeta de cada caso, que contendría información privada, como números de Seguridad Social, números financieros y de licencia de conducir, fecha de nacimiento, dirección, números telefónicos y nombres de hijos menores. Esta información solo estaría disponible a la corte, las partes involucradas en el caso y sus abogados, pero no sería accesible al público en general.

Muchos tejanos creen que la información privada que aparece en los registros judiciales no debería hacerse pública, citando la Constitución de los Estados Unidos como el documento que garantiza el derecho a la privacidad. El derecho a la privacidad no es parte de la Constitución de EEE.UU., aunque fallos de la Corte Suprema del país han hallado un derecho a la privacidad implicado en algunas formas, como el que la policía no está autorizada a inspeccionar una vivienda sin una orden de registro.

Me satisface que el Comité de Acceso Público a Registros Judiciales ha explorado todo tema asociado al acceso público a registros judiciales vía Internet.

La meta del comité es crear una política integral a nivel estatal sobre el acceso electrónico a registros judiciales, que mantenga el equilibrio entre el acceso público, la confidencialidad personal y la seguridad pública.

Como senador y presidente de comité, estoy interesado en las recomendaciones del comité. Proteger a los tejanos es una de las principales responsabilidades del gobierno estatal. Voy a hacer lo posible para asegurar que toda legislación que resulte de las recomendaciones del comité proteja su derecho a la confidencialidad y su derecho al acceso de registros públicos.

arriba