COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
2 de julio, 2004
Contacto: Margaret Rambie
(210) 826-7800

El verano es divertido si mantenemos a los niños protegidos

La escuela ha terminado y empiezan las actividades veraniegas para más de cuatro millones de estudiantes en Texas.

La diversión del verano puede convertirse rápidamente en tragedia de verano cuando los niños terminan en salas de emergencia como resultado de accidentes en el agua, accidentes de bicicletas, caídas, choques automovilísticos y quemaduras de sol.

Los niños muchas veces van en bicicleta a sus actividades veraniegas como lecciones de natación, horas de cuentos y campamentos diarios. Andar en bicicleta es un muy buen ejercicio pero puede resultar peligroso, especialmente en niños entre cinco y nueve años de edad.

Los adultos deben insistir en que sus hijos usen casco cuando andan en bicicleta, patineta o monopatín. También debe usarse ropa de colores claros y brillantes al andar en bicicleta o caminar en la calle.

Es importante que los niños entiendan y obedezcan las señales de tránsito. Los adultos deben ayudar a los niños a hallar la ruta más corta y segura para ir a la casa de sus amigos, la pileta o cancha de béisbol.

Los niños deben evitar andar en calles con mucho tráfico, ir muy cerca del cordón o en la misma dirección del tráfico. No deben nunca andar en bicicleta de noche. Los monopatines y patinetas no deben usarse en tráfico ni cerca de él.

Los ahogos son la primera causa de muerte no intencional en niños de uno a cuatro años. La supervisión de adultos es la mejor manera de prevenir ahogos accidentales, que pueden ocurrir en solo cinco centímetros de agua.

Nunca deje a sus niños pequeños solos en la piscina, aún cuando están usando flotadores. Ellos pueden deshacerse de los flotadores en el tiempo que usted entra a la casa para atender el teléfono.

Los accidentes de peatones también son una de las mayores causas de muerte por daño no intencional en los niños de cinco a catorce años, con los niños de cuatro años o menos en mayor riesgo.

Estoy seguro que muchos de ustedes han experimentado el pánico que uno siente cuando un niño sale corriendo a su paso de entremedio de autos estacionados. Muchos accidentes con peatones suceden entre las 4 y las 8 de la tarde y ocurren en mitad de cuadra, en otros lugares que no son esquinas o en parqueos o estacionamientos. Más de la mitad ocurre cuando un vehículo da marcha atrás.

Todos los días, un niño menor de cinco años muere en un accidente automovilístico porque no estaba usando cinturón de seguridad. El usar cinturón y asientos de seguridad apropiados a la edad es la mejor manera de proteger a los niños en vehículos. Bajo la ley de Texas, los menores de 17 años deben ser asegurados con cinturón de seguridad o estar en un asiento de seguridad.

Cuando aumenta la temperatura, también aumentan las muertes de niños dejados solos en carros estacionados. Nunca deje a un niño en el vehículo, y asegúrese de cerrar su vehículo con llave para que los niños no puedan entrar.

Los adultos deben proteger a los niños del sol, ataques y deshidratación producidos por la alta temperatura, y asegurarse de que usen filtro solar y tomen mucha agua.

Existe mayor información sobre cómo tratar que el verano de sus niños sea seguro y divertido, en la página internet del Departamento de Seguridad Pública de Texas: www.txdps.state.tx.us. Cuando esté en la página, pulse en “News” y luego en “Capitol News” (en inglés).

Tengamos un verano 2004 seguro y divertido.

arriba