COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
16 de noviembre de 2001
Contacto: Margaret Rambie
(210) 826-7800

Agradezcamos a aquellos que producen y protegen nuestra provisión de alimentos

Este mes, los americanos observamos una tradición iniciada por una decidida banda de peregrinos (pilgrims) que dedicaron un tiempo a dar gracias por la cosecha que los sostuvo en un dificultoso invierno.

La observación del Día de Acción de Gracias (Thanksgiving) será más reservada que las celebraciones previas para muchas familias de Texas. Su círculo familiar sufrirá la ausencia de los hombres y mujeres militares que están luchando por proteger los derechos que esos peregrinos perseguían cuando llegaron al nuevo mundo hace cuatro siglos.

Este no va a ser el primer Día de Gracias que América pasa en guerra, pero es la primera vez que nos encontramos en una guerra librada dentro del país y en el extranjero. Una de las primeras líneas de defensa en nuestro país está integrada por los hombres y mujeres cuyo trabajo produce los alimentos que disfrutaremos en este Día de Gracias.

Inmediatamente después de los ataques en Nueva York y Washington D.C., la Directora de Agricultura de Texas Susan Combs urgió a los granjeros y rancheros de Texas estar sumamente atentos para proteger nuestra provisión de alimentos. La directora también formó una Coalición Fronteriza de Seguridad de Alimentos de Texas, formada por grupos de productores y asociaciones dedicadas al agro.

Al pedir la asistencia de la comunidad agrícola, la Directora Combs señaló que los originales defensores de América –Minutemen—eran granjeros.

La agricultura ha cubierto un largo camino desde que los Minutemen cambiaron sus arados por mosquetes, en busca de la libertad. Durante la Guerra Revolucionaria, la labor regular de un agricultor alimentaba aproximadamente a ocho personas. Hoy, alimenta a 200, y los agricultores de Texas se encuentran entre los productores líderes de la nación.

Cada agricultor de Texas produce alimentos y fibras suficientes para 128 personas –94,3 en los Estados Unidos y 33,7 en el extranjero. En el país, Texas es líder en producción de lana y mohair, y en el número de ovejas y corderos.

El impacto económico total de la producción de ovejas y corderos, y lana y mohair, en la economía de Texas, fue de 276 millones de dólares el año pasado. Muchos de los ranchos dedicados a ovejas y corderos se encuentran en el Distrito Senatorial 25.

Texas es el segundo mayor estado agrícola, con siete por ciento del ingreso agrícola total de Estados Unidos y generando 80 billones de dólares para la economía del estado. La agricultura también provee empleo a uno de cada cinco trabajadores tejanos, aunque menos del dos por ciento de la población cumple diariamente tareas agrícolas y ganaderas.

La Legislatura de Texas valora a aquellos que se ganan la vida trabajando la tierra. En esta sesión legislativa aprobamos un millón de dólares adicionales para el programa GO TEXAN del Departamento de Agricultura de Texas, que promueve los productos agrícolas tejanos, incluyendo los vinos producidos por los viñedos del distrito.

Se pueden obtener licencias o placas de vehículos con el logo GO TEXAN visitando la página Internet www.gotexan.org/gotexan/licenseplates.htm. Estas placas ayudan a promover la increíble producción agrícola del estado, y los hombres y mujeres que la hacen posible.

Cuando nos sentemos a la mesa en estas fiestas, demos gracias por todos aquellos que protegen nuestra libertad en el extranjero, y por nuestros soldados agrícolas que mantienen segura nuestra provisión de alimentos en el país.

Top