COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
8 de septiembre de 2000
Contacto: Margaret Rambie
(210) 826-7800

Bandera roja de advertencia: la sequía convierte a Texas en un polvorín

Las extendidas condiciones de sequía han convertido a la mayor parte de Texas en un polvorín a punto de encenderse.

Actualmente, 179 de los 254 condados de Texas están clasificados dentro de la zona de extremo riesgo de incendios, de acuerdo al Servicio Forestal de Texas. Las peligrosas condiciones actuales resultaron en una Alerta de Seguridad contra Incendios en el Centro de Texas, el llamado Hill Country, el Centro-Norte de Texas y el Noreste de Texas, así como también la alerta mayor del servicio forestal --Advertencia de Bandera Roja-- en áreas aledañas a Austin y San Antonio.

Si las tendencias climatológicas del verano continúan, los tejanos pueden encontrarse con un incremento del extremo riesgo de incendios. Debido a que el escape de material en brasas es la causa principal de los incendios forestales, 177 condados han prohibido la quema y fuegos al aire libre, incluyendo 14 de los 17 condados del Distrito Senatorial 25.

La temperatura y poca humedad del verano han resultado en un suelo de escasa humedad y miles de acres con vegetación seca. Estos factores producen fuegos de fácil encendido y más intensos que lo usual.

El Especialista en Prevención de Fuegos del Servicio Forestal de Texas, Mahlon Hammetter, comparó las condiciones existentes con el hacer fuego en una chimenea: "Cuando la leña está húmeda o verde no se quema tan fácilmente porque parte de la energía se va en secar la madera. Pero si se pone leña seca en la chimenea, se quemará más rápida e intensamente".

Lo que necesita Texas es lluvia, pero hasta que ésta llegue, el Servicio Forestal de Texas y otras agencias estatales están tomando medidas proactivas, organizando equipos de prevención de incendios y preparación para luchar contra el fuego. El mantener los incendios forestales de Texas bajo control requiere de la planificación y cooperación entre agencias estatales y cuerpos de bomberos locales. El estado está listo con todos sus recursos para asistir a los departamentos locales de bomberos, muchos de ellos integrados por voluntarios.

En un incendio forestal que comenzó el 5 de septiembre en el condado Kerr, agencias estatales, incluyendo el Servicio Forestal de Texas y la Guardia Nacional de Texas, asistieron a cuerpos de bomberos locales y regionales. Para ayudar a controlar el incendio forestal del condado Kerr, el Servicio Forestal solicitó helicópteros Black Hawk de la Guardia Nacional, los que han sido distribuidos en localidades estratégicas alrededor del estado.

Los helicópteros portadores de agua fueron usados también para combatir incendios en el Condado Kendall y en el Condado Blanco, donde un incendio fue provocado por un cigarrillo, mientras que chispas de una maquinaria encendieron el otro. Debido a que el 90 porciento de todos los fuegos forestales de Texas son causados por humanos, el Servicio Forestal de Texas urge a los tejanos respetar las prohibiciones de fuegos al aire libre, eliminar adecuadamente el material en brasas, prestar atención a las chispas al usar equipos de soldadura y otra maquinaria al aire libre, y evitar el estacionar o manejar en áreas de pastos secos.

El Servicio Forestal recomienda a los tejanos que viven en áreas rurales crear una zona de seguridad de 30 pies de ancho alrededor de sus casas, despejándola de vegetación seca y basura, cortar las ramas secas de los árboles que se extienden por encima de los techos, podar las ramas de los árboles a 15 pies del suelo, podar las copas de los árboles y mantener techos y alcantarillas libres de material. Los tejanos deberían tener también un plan de emergencia para evacuar sus hogares cuando el fuego amenaza extenderse sin control.

Para ayudar a los bomberos a localizar casas en áreas rurales, los caminos, calles y entradas deberían estar marcadas con señales visibles y fáciles de leer, que incluyan nombres y direcciones. Mantengan los caminos estrechos y de muchas curvas libres de ramas, rocas y otros obstáculos, para que el equipo de bomberos pueda llegar a su destino.

Existe más información sobre seguridad contra incendios, peligro de incendio forestal, prohibiciones de fuegos y quemas en condados y otros tópicos relativos, en el sitio Internet: http://ticc.fws.gov.

Hasta que llueva otra vez, debemos hacer todo lo posible para que los polvorines de Texas no se enciendan.

Top