COMUNICADO DE PRENSA
de la oficina de Jeff Wentworth
Senador Estatal, Distrito 25

De difusión inmediata
18 de agosto de 2000
Contacto: Margaret Rambie
(210) 826-7800

Los tejanos deberían informarse antes de adquirir una nueva vivienda

Los potenciales nuevos propietarios se enfrentan a una miríada de opciones cuando deciden compran una vivienda, pero deberían saber que aparte de la alegría de ser nuevos propietarios, también hay dificultades.

En mis oficinas de distrito y el capitolio por ejemplo, recibo llamadas de ciudadanos preocupados por las asociaciones de propietarios y sus muchas veces extremadamente restrictivos convenios. Aunque la constitución y reglamentos de asociaciones de propietarios de viviendas deben estar en acuerdo con el Código de Propiedades de Texas, las reglas y regulaciones de las asociaciones varían de subdivisión a subdivisión. Los Capítulos 202 y 204 del Código de Propiedades del estado regulan las asociaciones de propietarios de viviendas y pueden encontrarse en el Internet pulsando en www.capitol.state.tx.us, yendo luego a "Statutes and Property Code" (Estatutos y Código de Propiedades).

Debido a que los convenios de las asociaciones varían, cada uno debe analizarse individualmente. Futuros propietarios deberían leer cuidadosamente estos convenios antes de adquirir una vivienda.

Lo que puede aparecer como un convenio excelente que limita adiciones a una vivienda, puede resultar muy restrictivo para un propietario que desea hacer agregados para acomodar una familia extendida. Los comités de control arquitectónico de algunas asociaciones de propietarios, por ejemplo, pueden dictar hasta el color de las paredes permitido. Otras asociaciones prohiben carteles políticos en jardines y camionetas en garajes.

Los propietarios deberían también conocer las consecuencias cuando no pagan una tasación regular o especial. Las asociaciones podrían imponer intereses, cargos por retraso y cargos por cheques rebotados por pagos atrasados. Aunque los convenios de algunas asociaciones son muy restrictivos, son invaluables cuando se trata de ayudar a proteger barrios del deterioro.

Para proveer viviendas a una población que se espera casi se redoble en 30 años, los constructores en el estado están pavimentando y construyendo a velocidad récord. Subdivisiones rurales están apareciendo en tierras que sólo hace una década alojaba cabras, ovejas y ganado vacuno.

Los tejanos que persiguen el sueño americano de ser propietarios de vivienda en una subdivisión rural podrían descubrir que la vida de campo es menos pacífica de lo que se imaginaban. Los gobiernos condales no tienen el poder regulativo o de demarcación de zonas que tienen los gobiernos de anexos a la ciudad, por lo que a veces propietarios rurales se encuentran con que tienen que vivir al lado de una pista de carreras o criadero de cerdos.

Debido a que algunas subdivisiones rurales han sido habilitadas sin provisiones de sistemas sépticos o cloacales, conexiones de agua o calles pavimentadas, la Legislatura aprobó varios proyectos de ley en 1999 que dan a los condados un poder limitado para regular subdivisiones, asegurando que cuentan con una provisión de agua adecuada, buenas calles y sistemas sanitarios.

Estas leyes ayudarán a los condados a responder a las necesidades de los ciudadanos en cuanto a protección de su salud y seguridad, pero los ciudadanos alertas e informados son la mejor protección. Antes de hacer la mayor inversión de su vida, le aconsejo investigue y se informe.

Top