COMUNICADO DE PRENSA
del Senador Estatal Troy Fraser

De difusión inmediata
Julio 3, 2006
Contacto: Daniel Womack
(512) 463-0124

Fraser cuestiona bombeo de aguas subterráneas

AUSTIN – El Senador Estatal Troy Fraser (R-Horseshoe Bay) expresó preocupación el miércoles por el bombeo de aguas subterráneas en operaciones de extracción de gas y petróleo. Fraser examinó el tema en una audiencia interina en Austin del Comité Senatorial de Recursos Naturales.

“Me preocupa mucho cuánta agua está siendo extraída de la capa acuífera y cómo va a afectar nuestra disponibilidad de agua subterránea a largo plazo”, dijo Fraser. “El estado ha creado distritos locales de aguas subterráneas como método preferido de controlar y regular el agua del subsuelo, pero estos distritos no tienen conocimiento o manera de controlar cuánta agua está siendo usada en estas operaciones”.

Recientes extracciones de gas y petróleo de Barnett Shale y construcciones en la zona de recarga del acuífero Trinity han producido un mayor bombeo de la capa acuífera. Estas actividades causan preocupación sobre cómo afecta y afectará el bombeo el nivel de agua de la capa acuífera.

Durante el testimonio recibido en la audiencia del miércoles, representantes de la Comisión de Ferrocarriles indicaron que en la perforación de un pozo de petróleo se usan entre 1 millón y 1.5 millones de agua. Durante la perforación de un pozo de gas natural –proceso denominado fracturado—un operador podría usar tanto como 5 millones de galones de agua por pozo.

La ley actual otorga una exención en los requisitos de permisos y espaciamiento de un distrito de aguas subterráneas para la perforación de ciertos pozos de agua usados únicamente para operaciones de gas o petróleo. Como esta exención es legal, ninguna agencia estatal está supervisando el bombeo de agua relativo a estas operaciones.

Los requisitos de separación o espaciamiento son otro instrumento esencial de control usado por distritos de agua subterránea para prevenir daños en los pozos. “Los requisitos de espaciamiento tampoco están siendo considerados por estas operaciones”, dijo Fraser. “Los individuos cumplen con los requisitos de espaciamiento, decretados por los distritos de aguas subterráneas, para proteger sus inversiones –y sus pozos. Si los pozos no están espaciados apropiadamente, un pozo cercano podría ser dañado a consecuencia del agua que alguien bombea”.

La Junta de Desarrollo del Agua en Texas está comenzando un estudio para examinar y documentar los efectos de este bombeo de agua en la capa acuífera del Trinity. El estudio demostrará cómo han cambiado los niveles de agua con el bombeo adicional, estimará los futuros niveles de bombeo del acuífero Trinity y actualizará el modelo de disponibilidad de aguas subterráneas con los nuevos bombeos. El estudio estará finalizado para julio del 2007, pero se entregará un informe de progreso para diciembre de este año.

La audiencia se dio como resultado de un pedido del Senador Fraser al Vicegobernador Dewhurst. Fraser pidió que el Comité Senatorial de Recursos Naturales estudie este tema durante el ínterin legislativo. Dewhurst otorgó esta función al comité a principios de este año (Función Nº 7).

El Senador Fraser representa una región de 21 condados en el centro geográfico del estado. Es el presidente del Comité Senatorial de Negocios y Comercio. También es miembro de los comités sentoriales de Recursos Naturales, Asuntos Estatales, y Relaciones y Comercio Internacionales.

arriba