Senador Glenn Hegar

COLUMNA DE OPINION
Octubre 16, 2007
Contacto: Lisa Craven
(512) 463-0118

Hay que proteger el elemento vital del Condado Waller: sus aguas subterráneas

Muchos residentes del Condado Waller me han preguntado recientemente si unirse al Distrito de Conservación de Aguas Subterráneas Bluebonnet es la mejor manera de proteger nuestros recursos de aguas subterráneas. No se ha hablado, empero, de otras dos cuestiones: ¿Porqué el Condado Waller necesita proteger sus aguas subterráneas? y ¿porqué debería el condado unirse al distrito de conservación de aguas subterráneas?

Todo el que quiera evaluar de manera justa estas cuestiones debe primero reconocer que la demanda a nuestros recursos de agua aumentará mucho al crecer la población del estado de 24 millones a 40 millones para el año 2040. El aumento en la necesidad de agua de Texas provendrá no solo del uso de las viviendas sino de negocios locales, instalaciones generadoras de electricidad, el sector agrícola y las continuas necesidades de nuestra flora y fauna. Los tejanos tienen tres fuentes de agua: el agua subterránea, los ríos y las reservas. El Condado Waller, sin embargo, tiene solo un recurso: sus aguas subterráneas. Complicando aún más la situación está la realidad de que las áreas rurales de Texas, incluyendo el Condado Waller, serán presa de las áreas urbanas y suburbanas que buscan nuevos recursos de agua para satisfacer la necesidad de sus explosivas poblaciones.

Otro problema que podría enfrentar el Condado Waller es que si nuestras aguas subterráneas son bombeadas en extremo, partes de nuestro condado podrían hundirse. Cuando se saca gran cantidad de agua del subsuelo, las arenas debajo de la superficie se compactan y la superficie se hunde. Si nos unimos a los condados Harris y Fort Bend, ya hay esfuerzos en progreso para convertir el uso de aguas subterráneas en uso de agua de superficie, debido al hundimiento. En estos condados se extrajo mucha agua subterránea y partes de ambos condados se han literalmente hundido en varias pulgadas, y en algunos lugares hasta un pié. Este hundimiento ha causado graves daños estructurales a edificios y produjo mayores inundaciones. Con la presión presentada por el crecimiento demográfico y la necesidad de más agua, debemos ser proactivos o nos enfrentaremos a las serias consecuencias que la falta de acción ya ha ocasionado a nuestros vecinos en los condados Harris y Fort Bend.

Como legislador, mi sistema es siempre trabajar para una menor interferencia del gobierno y menos burocracia en nuestro diario vivir. Muchas veces tenemos un gran gobierno metiendo la nariz sin razón alguna en nuestra vida diaria –precisamente la razón de mi filosofía: que debemos siempre limitar el alcance del gobierno. Habiendo dicho esto, sin embargo, también debemos darnos cuenta que el bien común a veces se logra mejor cuando los ciudadanos locales se unen para trabajar por una solución que, como individuos, no podemos alcanzar. Bajo la ley estatal, la única manera de proteger nuestras aguas subterráneas es crear un distrito de conservación de aguas subterráneas.

No puedo exagerar al decir que la ley estatal está estructurada para que las áreas rurales tengan voz en el proceso de planificación regional a través, y solo a través, de su distrito local de conservación de aguas subterráneas. Al unirnos a Bluebonnet, la población local obtendrá el control local de sus futuras necesidades de agua y una voz en el proceso estatal de bombeo de agua. La mayoría de los 19 condados que represento en la legislatura ya tienen instalado un distrito de conservación de aguas subterráneas. Actualmente, el Condado Waller no tiene distrito de conservación de aguas subterráneas, lo que significa que el condado no tiene voz en el proceso de planificación y por lo tanto no tiene capacidad para proteger nuestras necesidades locales de agua.

El 6 de noviembre de este año, los residentes del Condado Waller tendrán la oportunidad de votar Sí y unirse a Bluebonnet. Al votar sí, usted NO verá un cambio en sus impuestos porque Bluebonnet no tiene autoridad para gravar impuestos de propiedad. De la misma manera, Bluebonnet no regula los pozos de agua privados o agrícolas, lo que significa que usted puede votar para proteger sus aguas subterráneas y mantener a la vez su actual estilo de vida. Sin embargo, si no logramos votar para unirnos a Bluebonnet, es importante darse cuenta que, al aumentar la población del estado, así aumenta la posibilidad de que su pozo de agua personal podría secarse en el futuro. Hoy, si alguien adquiere un acre de tierra al lado suyo, esa persona puede bombear y exportar toda el agua que quiera y pueda bombear. Aunque yo creo que el agua que se encuentra debajo de la superficie de mi propiedad es toda mía, también me doy cuenta que alguien con un pozo más grande puede llegar a secar el mío y yo no tengo manera de defenderme bajo la ley actual en Texas. Sin embargo, las regulaciones del distrito de aguas subterráneas sobre la separación y bombeo de pozos pueden prevenir el bombear hasta secar un pozo vecino.

Como residente de por vida del Condado Waller y su voz en el Senado de Texas, creo firmemente que los residentes del Condado Waller merecen la mayor protección que les dará su membresía en un distrito de conservación de aguas subterráneas.

Gracias por el honor de representarlo a usted y su familia en la Legislatura de Texas. Si mi personal o yo podemos serle de asistencia, no dude en comunicarse a mi oficina de distrito o a la del Capitolio.

El Senador Hegar sirve actualmente su primer término en el Senado de Texas, después de dos términos en la Cámara de Representantes. Es tejano por sexta generación y se dedica a trabajar las tierras que pertenecen a su familia desde medidados de los mil ochocientos. Los Hegar residen en el Condado Waller, Texas.

arriba