MINUTA

Comisión Especial de Institutos y Universidades en el Siglo XXI

Lunes 12 de junio de 2000
1:00 p.m
Universidad de Texas en El Paso
El Paso, Texas

*****

Conforme al anuncio hecho por disposición de las Reglas del Senado, la Comisión Especial de Colegios y Universidades en el Siglo XXI celebró audiencia pública el lunes 12 de junio del 2000.

*****

MIEMBROS PRESENTES
Presidente Jim Adams
Senador Teel Bivins
James Hooten
Dra. Betsy Jones
Nancy Marcus
Elaine Mendoza
Jeff Sandefer
Karen Shewbart
Danny Vickers
Senador Royce West

MIEMBROS AUSENTES
Kirbyjon Caldwell
Delegado Tony Garza
Margie Kintz
Senador Bill Ratliff
Senador Carlos Truan
Pam Willeford (ex-officio)

*****

El presidente Jim Adams llamó la reunión a orden a la1:00 p.m. La reunión contó con quórum y pasó a la siguiente acción.

El presidente sugirió que la primera orden del día fuera la aprobación de las minutas de las reuniones del 11 de abril del 2000 y 9 de mayo del 2000. Elaine Mendoza propuso la aprobación de las minutas. Sin ninguna objeción, se aprobaron las minutas.

El presidente Adams introdujo a la Dra. Diana Natalicio, Presidenta de la Universidad de Texas en El Paso (UTEP), quien enumeró a la comisión los problemas a los que se enfrenta UTEP y sus posibles soluciones.

El presidente Adams anunció que la próxima audiencia se celebrará en agosto en Austin, Texas. Adams pidió a los miembros de la comisión considerar sus ideas y el borrador de recomendaciones del Comité de Planificación de la Junta Coordinadora de Educación Superior, en preparación para la próxima ronda de audiencias.

El Presidente Adams introdujo al Dr. Martin Basaldua, M.D., Vicepresidente de la Junta Coordinadora de Educación Superior de Texas, quien explicó el proceso de la Junta Coordinadora en el desarrollo de su plan borrador para la educación superior de Texas. Las metas de la junta son cerrar la brecha en la participación, la investigación, el éxito y la excelencia. El informe final será aprobado por la Junta Coordinadora en octubre, y será luego sometido a la Legislatura.

El Dr. Don Brown, Delegado de la Junta Coordinadora de Educación Superior (HECB) de Texas, testificó sobre las metas de la junta coordinadora. Para cerrar la brecha en participación para el 2015, el porcentaje de la población de Texas inscripta en un instituto o universidad de Texas necesitará incrementarse de 4,9% a 5,5%, y la inscripción a nivel del estado deberá incrementarse en 500.000 estudiantes. A los niveles actuales, Texas solo agregará 170.000 estudiantes.

El Presidente Adams preguntó si la junta anticipaba que el mayor porcentaje se agregaría en los últimos años del plan. El Delegado Brown contestó que Texas no agregará más de 10.000 a 15.000 estudiantes por año en los próximos años. La HECB determinó que debería demandar metas exigentes, pero que saben se podrían cumplir.

El Senador Royce West preguntó si ha habido alguna consideración de costos a incurrirse al tratar de cumplir las metas propuestas. Brown dijo que el enfoque ha sido establecer las metas. Las metas han sido establecidas de acuerdo a proyecciones demográficas que muestran el costo que resultaría para Texas si el estado no hace un mejor trabajo en educar a su población.

El Senador Teel Bivins acotó que los índices de graduados están iguales desde los sesentas. El expresó duda de que se lleguen a cumplir estas metas. Bivins preguntó cómo han cambiado los índices de participación en los últimos 30 años. El Delegado Brown contestó que la participación de hispanos y afroamericanos ha aumentado en los noventa, mientras la participación de la población blanca ha disminuído. Si la presente tendencia continúa, la participación en general disminuiría.

La meta del 5,5% propuesta por la Junta Coordinadora pondría a Texas en un nivel comparable a California y New York. El primer estado entre los 10 con porcentaje más alto es Illinois, con un 6,1%.

Danny Vickers preguntó si los índices de participación podrían aumentar, haciendo hincapié en la región fronteriza y las demandas de la industria que permanecen inatendidas. El Delegado Brown dijo que, para lograr las metas de éxito, el número de títulos y certificaciones en programas de alta calidad y otros logros de estudiantes en institutos y universidades necesitaría aumentar un 50% para el 2015, enfocándose al cerrar la brecha en el incremento de los graduados en tecnología.

El Delegado Brown declaró que Texas está entre los últimos de los 10 estados más populosos en graduaciones universitarias de cuatro años y títulos asociados de dos años, comparadas con las inscripciones. El Dr. Brown dijo que la meta solo puede alcanzarse si los índices de graduación de hispanos y afroamericanos se duplican. El énfasis necesita ponerse en los títulos y certificaciones de alta demanda, como en áreas de tecnología, enfermería y magisterio.

Texas ocupa el 8° lugar en títulos universitarios de cuatro años y 9° en los asociados de dos años. El índice de graduación universitaria para hispanos es en la actualidad 34,4%, mientras los afroamericanos llegan al 27,4% y los anglos al 56,5%.

El Senador Bivins repitió su preocupación sobre la imposibilidad de lograr las metas.

El Dr. Brown dijo que para cerrar la brecha en la investigación para el año 2015, el nivel de fondos federales para instituciones de Texas tendría que aumentar el 50%. Esto aumentaría las obligaciones federales de alrededor de 650 millones de dólares a aproximadamente 1.000 millones de dólares (o $1 billón USA)

Texas ocupa el 6° lugar en la cantidad de obligaciones federales de Investigación y Desarrollo (R&D en inglés). Texas tiene dos universidades entre las 30 con más gastos federales de R&D, mientras California tiene siete. R&D atrae un profesorado y estudiantado de calidad, y promueve una economía vibrante y basada en los conocimientos. Aún lográndose las metas de participación y éxito, la brecha que nos separa del cubrimiento de las necesidades industriales todavía no se cerraría.

Para cerrar la brecha de la excelencia para el 2015, Texas debería incrementar sustancialmente el número de programas o servicios reconocidos nacionalmente en cada instituto y universidad de Texas, aumentando la calidad de la educación superior a un nivel por lo menos igual a la mejor de la nación.

Texas tiene una universidad ubicada en las primeras 30 universidades nacionales, mientras California tiene cuatro. La universidad de Texas entre las primeras 30 es la universidad privada Rice.

Texas tiene dos universidades entre las primeras 30 universidades nacionales públicas, mientras California tiene seis. UC Berkley ocupa el primer lugar en su estado y el 20° a nivel nacional. Texas tiene 11 programas de doctorado entre los 10 primeros en su campo, mientras California tiene 124. Las metas aumentarían la calidad de la educación en todas las instituciones, y ayudarían a éstas a enfocarse en recursos e incrementar su fuerza.

El Presidente Adams preguntó cómo la Junta Coordinadora determinaría qué instituciones deben incrementarse. El Dr. Brown le respondió que con las estrategias del Comité de Planeación para el logro de las metas de excelencia, que son: 1) identificar programas para lograr una excelencia nacionalmente reconocida e implementar un plan de acción, 2) identificar instituciones similares para cada institución y establecer marcadores a los que se quiere llegar, 3) establecer pasos para diferentes instituciones para lograr la excelencia, y 4) establecer fondos para igualar contribuciones de industrias en una base competitiva.

Las estrategias para lograr las metas de participación incluyen: 1) hacer el Programa de Escuelas Secundarias Recomendado en plan de estudios estándar, 2) establecer una política de costos universitarios y asistencia financiera para garantizar el éxito, y 3) asegurar que estudiantes y padres comprendan la preparación necesaria para asistir a la universidad.

El Presidente Adams notó que se enteró hace poco que la mayoría de los estudiantes no participan en el programa recomendado. El Senador Bivins comentó que los estudiantes que han seguido el Programa de Escuelas Secundarias Recomendado tienen mayores posibilidades de triunfo en la universidad.

El Senador West preguntó cuáles son las necesidades incumplidas en la asistencia financiera en Texas. El Delegado Brown dijo que es alrededor de 1.000 millones de dólares (o $1 billón USA) anuales, solo para estudiantes inscriptos. Esta cifra incluye becas y préstamos. No hay cifras disponibles de estudiantes que no se inscriben.

El Presidente Adams acotó que el dinero no va a conseguir todo; mucho del problema es ignorancia. El Senador West coincidió en que la falta de conocimiento es penetrante. Los padres necesitan conocer las opciones disponibles a sus hijos.

El Delegado Brown testificó que las propuestas estrategias para lograr las metas de éxito incluyen: prestar atención a los estudiantes, premiar incrementos en retención y éxito, crear transiciones escolares compactas desde prekinder hasta la universidad, e incrementar el número de títulos otorgados en áreas de alta demanda, promoviendo, por ejemplo, asociaciones entre empresas e instituciones académicas.

El Delegado Brown aseguró que Texas tiene un problema de oferta, porque no hay suficientes estudiantes que se gradúan de escuelas secundarias preparados adecuadamente para tener éxito en la universidad.

El Presidente Adams pidió al Dr. Basaldua presentar al próximo testigo, el Dr. Roger Benjamin, Presidente del Consejo para la Ayuda a la Educación (CAE en inglés), que presentó a la comisión el informe RAND/CAE. El Comité de Planeación HECB consideró el informe RAND/CAE al desarrollar su borrador de recomendaciones.

El Dr. Benjamin dijo que para satisfacer las necesidades laborales de la industria tecnológica, debería haber por lo menos un aumento del 30% en la inscripción nacional en universidades de cuatro años. Aún con los índices de participación propuestos para Texas, todavía tendríamos una enorme escasez, especialmente en tecnología y magisterio.

RAND/CAE sugirió varias estrategias para alcanzar las metas de educación superior en Texas. Estas incluyen: diferenciación de misiones, aumento del apoyo, adición de instituciones de investigación y doctorados en áreas urbanas de alto crecimiento como Dallas/Fort Worth, Houston, San Antonio, y en áreas metropolitanas en la frontera.

Además, RAND/CAE recomendó a Texas construir o expandir instituciones existentes de dos y cuatro años en las áreas de crecimiento. El Dr. Benjamin comentó que la mayor necesidad identificada es la inscripción en institutos de dos años (llamados en USA colegios comunitarios) y universidades de cuatro años. Las demandas del mercado laboral proyectadas sugieren la necesidad de nuevas instituciones o expansiones en Dallas/Fort Worth, San Antonio, Houston y áreas metropolitanas en la frontera. La educación con base en el Internet es también importante, especialmente para el servicio de áreas rurales.

Criterios de evaluación comparativa deberían ser: calidad, centralidad, demanda de estudiantes, costo y ventaja comparativa.

El Dr. Benjamin sugirió recortes presupuestarios o no hacer nuevas inversiones en áreas sin o con bajo crecimiento, y aumento presupuestario en áreas urbanas con alto crecimiento. También sugirió cambiar la Junta Coordinadora por una entidad enfocada en las metas de acceso e investigación.

La audiencia fue abierta al testimonio público.

Danny Vickers, tomando el lugar del Presidente Adams por la duración de la audiencia, introdujo a Dolores DeAvila y Bob Schulte, que hablaron en representación de la Iniciativa de Escuelas en Alianza. Esta inciativa fue creada con un fondo de inversión de capital de 14 millones de dólares, de subsidios otorgados por la Agencia de Educación de Texas. La Alianza es una iniciativa liderada por padres, que ha mostrado una remarcable efectividad en el aumento de aprobación del examen TAAS, particularmente en la Primaria Ysleta, donde el 97% de los estudiantes son hispanos, y el 90% en desventaja económica.

Cynthia Farah, Profesora Asociada de la Universidad de Texas en El Paso, habló a la comisión sobre los programas de acercamiento de UTEP. Estos programas incluyen la Colaboración de El Paso por la Excelencia Académica; el programa madre-hija; los centros de tutoría y aprendizaje en que los estudiantes reciben servicios gratis de tutoría de otros estudiantes que son pagados por tutores; servicios de consejería; y campaña de comercialización.

Randy Kuykendall, representando al Instituto Técnico Western, habló sobre el rol de las instituciones de propiedad privada en ayudar a Texas a lograr las metas de educación y entrenamiento del sector laboral. Kuykendall citó que estas escuelas gradúan al 57% de los estudiantes con títulos técnicos. Más empleadores están usando estos graduados. A él le gustaría alentar las asociaciones entre instituciones públicas y privadas, y llegar a un acuerdo articulado que permita que algunas clases en estas escuelas privadas sean transferibles a institutos y universidades públicas. Kuykendall sugirió que las instituciones públicas podrían asociarse con estas instituciones privadas, especialmente en áreas rurales servidas insuficientemente, para ofrecer cursos a esa población. También sugirió que los estudiantes de estas escuelas de propiedad privada deberían tener el mismo acceso a los mecanismos de financiación como becas, el Fondo Texas Tomorrow y becas de Smart Jobs.

Finalizada la orden del día, a las 4:15 p.m. el Sr. Vickers levantó la sesión de la comisión, sin ninguna objeción.

Top