Noticias del Senado de Texas
Noticias | Archivos | Video en Vivo | Archivos Video | Radio
2 de marzo, 2005     (512) 463-0300
Medida de Servicios de Protección a Niños y Adultos próxima a aprobación final
Senadora Jane Nelson
La Senadora Jane Nelson explica SB 6, la medida de reforma integral a los servicios de protección a niños y adultos que la senadora promueve.

AUSTIN – Después de meses de estudio, 65 enmiendas de comité y casi cinco horas de debate en la cámara, el Senado está a un paso de aprobar una medida de reforma integral a los servicios de protección a niños y adultos. A consecuencia de un número de casos de niños y ancianos que murieron por abuso o negligencia, el Gobernador Rick Perry declaró a la reforma de los Servicios de Protección a Niños y Adultos (CPS y APS) como tema de emergencia para la Legislatura 79º. La Senadora Jane Nelson, presidenta del Comité de Salud y Servicios Sociales, lideró los esfuerzos reformadores que culminaron en el Proyecto de Ley Senatorial (SB) 6, que haría cambios radicales al sistema estatal CPS y APS. “No se me ocurre ningún otro tema que enfrentamos en esta sesión que sea más vital para proteger la vida de nuestros tejanos más vulnerables: nuestros niños y nuestros ancianos”, dijo Nelson. “Si, como estado, no podemos hacer bien ese trabajo, sería una vergüenza”.

La medida SB 6 busca reducir el número de casos en CPS, identificado como de los mayores problemas que enfrenta el sistema, convirtiendo en delito toda denuncia de abuso de niños hecha de forma maliciosa y deshonesta. Nelson dijo que CPS recibe cientos de denuncias de este tipo al año, lo que impide seriamente el trabajo de la agencia en casos legítimos de abuso. La medida crearía también un departamento separado de investigaciones dentro de CPS, que trabaje de manera cercana con agencias policiales locales y estatales que tratan casos criminales de abuso infantil. La legislación crearía un programa de intervención basado en la comunidad para tratar casos de abuso menos graves, previniendo la intensificación del abuso y reduciendo a la vez la carga de trabajadores sociales de CPS. Promovería además ubicar a los niños que deben ser removidos de un ambiente abusivo en su hogar, en manos de familiares en vez de adopción temporal. Los programas de adopciones temporales marcharían hacia la privatización, y una enmienda del Senador Jon Lindsay crearía un programa piloto para analizar la efectividad y eficacia con respecto al costo de una administración de casos privatizada.

La parte del sistema APS en la medida fue liderada por el Senador Eliot Shapleigh de El Paso, que tomó especial interés en APS después que un anciano de su distrito muriera por negligencia a pesar de repetidas visitas de trabajadores sociales de APS. Provisiones en la SB 6 reformarían los protocolos de tutoría, haciendo al Estado el guardián de última instancia, para brindar cierto tipo de asistencia a ancianos que no tienen ningún otro tutor legal. También crearía un departamento de la agencia para evaluación de riesgos e investigaciones, para prevenir más muertes por negligencia.

Senador Jon Lindsay
El Senador Jon Lindsay de Houston propuso una enmienda a la SB 6, para la creación de un programa piloto que analizaría el costo y efectividad de privatizar la administración de casos en los servicios de protección a niños y adultos.

La medida no aumenta directamente el número de trabajadores sociales en CPS y APS porque tal aumento recae bajo la autoridad del Comité Senatorial de Finanzas. La medida sí promueve el empleo de más trabajadores sociales, y Nelson dijo la falta de éstos es un problema crítico en el sistema de protección. Según Nelson, el promedio de casos en Texas es de 74 casos por trabajador, mucho más alto que lo recomendado para una intervención efectiva. Nelson dijo que el número de casos debe reducirse en la mitad, aunque algunas organizaciones de CPS recomiendan un número mucho menor. La sobrecarga de casos también lleva a una mayor rotación de trabajadores. El trabajador social permanece en su puesto por un promedio de tres años antes de renunciar, y un 50% del total renuncia después del primer año.

El impacto fiscal de la SB 6 no está totalmente determinado, aunque el Vicegobernador Dewhurst estimó que el costo de las reformas serían de alrededor de 200 millones de dólares. La medida fue aprobada unánimemente, pasando a tercera lectura, y probablemente obtenga la aprobación final el jueves. Nelson dijo que no pidió la aprobación final hoy porque quiere asegurar que la medida tenga todas las enmiendas necesarias para aumentar al máximo su efectividad. “Quiero estar segura que se aportaron todas las buenas ideas”, dijo Nelson, “e integrarlas en una medida que funcione bien para proteger a nuestras personas más vulnerables y salvar vidas”.

El Senado vuelve a reunirse el jueves 3 de marzo, a las 10:00 de la mañana.

Vea el video de sesiones y audiencias desde la página Archivo de Audio y Video.

arriba