Noticias del Senado de Texas
Noticias | Archivos | Video en Vivo | Archivos Video | Radio
12 de mayo de 2000     (512) 463-0300

Comité Senatorial de Recursos Naturales celebra audiencia pública en el Puerto de Brownsville

BROWNSVILLE - El Comité Senatorial de Recursos Naturales viajó al Puerto de Brownsville, el viernes 12 de mayo del 2000. El comité examinó el estado de los recursos de agua en el sur de Texas, las oportunidades y problemas a los que se enfrenta la región costera de Texas, y la expansión y crecimiento del puerto.

El comité está integrado por los Senadores J.E. "Buster" Brown de Lake Jackson como presidente, Kenneth Armbrister de Victoria como vicepresidente, Gonzalo Barrientos de Austin, Teel Bivins de Amarillo, Tom Haywood de Wichita Falls, Eddie Lucio de Brownsville y Bill Ratliff de Mount Pleasant.

Después de las palabras iniciales de Brown, Armbrister, Haywood y Lucio, el Delegado John Baker de la Comisión de Conservación de Recursos Naturales de Texas (TNRCC) comenzó el testimonio invitado, hablando sobre temas relativos al agua a nivel estatal en general, y a aquellos pertinentes al Valle del Río Grande en particular. Baker dijo que recientes transferencias de recursos de agua de Méjico a Texas serán beneficiosas para los agricultores del Valle, justo a tiempo para la época de crecimiento de cultivos. Por otro lado, Méjico todavía debe a los Estados Unidos mucha más agua, bajo acuerdos previos.

El Senador Lucio cuestionó si las compañías de Estados Unidos se han transladado a Méjico debido a la falta de agua en Texas, a lo que el Delegado Baker respondió que no tiene conocimiento directo, pero averiguaría e informaría al comité. Dijo también que los consumidores residenciales en el Valle tienen prioridad en la provisión de agua. Un problema a nivel estatal es que las reservas están llenas en solo un 74%, el nivel más bajo en casi 30 años, debido a la actual sequía.

Carolyn Brittin de la Junta de Desarrollo del Agua en Texas continuó el tema de las transferencias de agua de Méjico, diciendo que la falta de agua tiene un impacto de cientos de millones de dólares en Texas. El Senador Brown comentó que Texas podría voluntariamente recibir menos agua de lo especificado en el acuerdo con Méjico, si las entregas se hicieran de una manera más oportuna.

Wayne Halbert del Consejo de Irrigación de Texas concluyó el testimonio sobre recursos de agua en el sur de Texas, declarando que Méjico debe a Texas la provisión de agua de por lo menos un año entero y se está atrasando cada vez más. Halbert testificó que la inhabilidad de Méjico en aportar el agua prometida a esta parte del Río Grande significa que debemos duplicar nuestros esfuerzos de conservación.

El comité escuchó luego a un número de testigos sobre las oportunidades y desafíos a los que se enfrenta la costa de Texas. Bob Cook del Departamento de Parques y Vida Silvestre de Texas (TPWD) encabezó el grupo, explicando al comité que la fuerza de tarea del gobernador está estudiando un número de temas sobre recursos naturales, incluyendo las amenazas al ambiente ecológico silvestre, recuperación de especies en riesgo de desaparecer, incentivos de conservación para propietarios de tierras, y cómo el sistema de parques puede servir mejor a los tejanos urbanos. Cook mencionó también que la instalación del World Birding Center ( Centro Mundial de Observación de Pájaros) en el Valle del Río Grande será una gran atracción turística para el área. John Herron de TPWD dijo luego al comité que con más de 600 especies de pájaros en Texas, es difícil rastrear a todos ellos. Pero que el problema número uno al que se enfrenta la población de pájaros es la pérdida de ambiente natural.

Tony Reisinger, Agente de la Extensión Marina del Condado Cameron, testificó sobre cómo la economía del condado Cameron está conectada con sus recursos naturales. Reisinger dijo que más de diez mil empleos en el condado dependen de la industria del camarón (langostín) y que los avances tecnológicos significan que la producción de camarones en granjas se hace cada vez más importante. También testificó sobre la importancia de la pesca deportiva y otras recreaciones acuáticas en la economía del área. Un problema es la limpieza del Arroyo Colorado. Actualmente, existen más de 20 industrias bordeando el arroyo, y tirando en él gran cantidad de deshechos. Dijo también que los cierres propuestos por TPWD a ciertas reservas de camarones tendrían un impacto adverso en la economía del Valle.

Hal Osburn, Director de la División de Pesqueras Costeras de TPWD, dijo que la agencia intenta aumentar temporalmente el costo de la licencia para pesca del camarón, destinando los fondos adicionales a un programa donde TPWD compraría viejas licencias. También se alienta la pesca de camarones más grandes, dando a las poblaciones más jóvenes tiempo para desarrollarse. El dijo que esto es necesario debido a que la población de camarones está en declive, así como están las dimensiones del camarón individual pescado en el Golfo de Méjico. La razón, dice Osburn, es simple: demasiada pesca. El Senador Lucio dijo: "Tiene que haber un balance, donde la gente pueda mantener una vida digna y todos podamos conservar nuestros recursos naturales".

Wilma Anderson de la Asociación del Camarón de Texas continuó, diciendo que los números de TPWD que muestran una pesca decreciente no reflejan la situación general de la industria, y que la cantidad de camarón existente es mucho mayor de lo que se consideraría bajo pesca excesiva. Anderson dijo que la disminución de la pesca se debe a la implementación de requisitos medioambientalistas a los camaroneros, en vez de a una disminución en el número de camarones existentes.

Pam Baker, bióloga de Defensa Medioambiental de Corpus Christi, dijo que existen muchos factores que pueden afectar la población del camarón, y que una pesca excesiva es parte del problema en la costa de Texas. Pero ella también cuestionó las propuestas de TPWD, diciendo que simplemente reduciendo el número de licencias no es una solución completa. Por el contrario, dijo, los pescadores de camarón deberían recibir cuotas de pesca.

A éstos le siguió el testimonio del público. Los pescadores de camarón del área expresaron su preocupación de que las aguas del golfo sean cerradas a la pesca del camarón sin razones valederas. Dijeron que el número de especies en riesgo de desaparecer está aumentando, y que TPWD está equivocado cuando dice que la población de camarones en Texas está al borde del colapso, ya que los niveles no están siquiera cerca de lo que se consideraría bajo pesca excesiva. Otro testimonio público fue ofrecido por residentes del área, pidiendo protección por el desarrollo extremo de South Padre Island.

En cuanto a la expansión y crecimiento del puerto, el comité escuchó a Pete Reixach Jr., del Distrito de Navegación del Puerto del Río Brazos, representando al Puerto de Freeport. El dijo que la industria del puerto necesita ayuda para mantener los canales, y que sufre la misma escasez de fondos que el resto de la industria privada.

Raul Besteiro, del Puerto de Brownsville, dió una breve historia del puerto de 63 años, diciendo que su instalación es vital porque es el puerto más cercano a Méjico. Planes para una futura expansión incluyen conexiones con trenes rápidos directos y camiones en la ciudad del otro lado del río, Matamoros, para proveer una ruta directa con Monterrey, el mayor centro industrial del norte de Méjico.

El comité levantó la sesión sujeto al llamado de su presidente, en lugar y fecha a ser anunciadas próximamente.

Top