Senador Eddie Lucio Jr.

COMUNICADO DE PRENSA
Abril 17, 2013
CONTACTO: Daniel Collins, Asesor General
(512) 463-1027

Medida de Lucio para aumentar la participación estudiantil en el programa de desayunos escolares se aprueba en comité senatorial

Austin, Texas - El Senador Eddie Lucio Jr. (D-Brownsville) anunció hoy la aprobación en comité de una propuesta para aumentar la participación estudiantil en el Programa Desayunos Escolares del gobierno federal. La aprobación de la SB 376 del Senador Lucio aseguraría que muchos más estudiantes en Texas reciban un desayuno saludable. La medida no acarrearía ningún gasto a las escuelas, y de hecho ahorraría tiempo y recursos a administradores que ofrecen desayunos. La SB 376 fue aprobada unánimemente por el Comité Senatorial de Educación el martes, y va ahora a consideración del pleno del Senado.

"Estoy orgulloso de ver aprobarse esta propuesta, y agradezco a los miembros del Comité de Educación por apoyar la medida", dijo el Senador Lucio. "Tenemos la obligación de asegurar que todo niño en Texas tenga los recursos necesarios para desarrollar su total potencial. Pocos recursos son tan importantes como un desayuno nutritivo. Se ha demostrado que dar acceso a alimentos nutritivos aumenta la concentración del estudiante, y reduce el ausentismo y los problemas disciplinarios".

La SB 376 dispone que todo distrito escolar y escuelas chárter de inscripción abierta que participe del programa federal de Desayunos Escolares ofrezca desayuno gratuito a todos sus estudiantes, si el 80 por ciento o más de ellos califica para la alimentación gratuita o de precios reducidos.

El Programa de Desayunos Escolares es un programa financiado a nivel federal y administrado por el Departamento de Agricultura de EE.UU. (USDA) - Programa de Alimentación y Nutrición, e implementado por distritos escolares participantes. Toda comida debe cumplir los estándares de nutrición federales, que serán actualizados en el próximo bienio para incluir la ingestión apropiada de calorías para jardín a 5º grado, 6º a 8º, y 9º a 12º; la reducción gradual de la sal para estudiantes; e inclusión de más frutas.

Los niños de familias con ingresos inferiores al 130 por ciento del nivel federal de pobreza son elegibles para un desayuno gratuito bajo el Programa. Los distritos escolares son reembolsados por USDA en los alimentos que ofrecen bajo el Programa. La ley federal ya especifica que las escuelas en "grave necesidad" --eso es distritos escolares en que el 40 por ciento o más de las comidas son servidas gratuitamente o rebajadas--reciban mayor reembolso de USDA.

La aprobación de la SB 376 no le costaría más dinero ni al estado ni a distritos escolares. De hecho, bajo la medida, como las escuelas recibirían más fondos por comida y se servirían más comidas, el programa se convierte en más efectivo en su costo para las escuelas. Finalmente, la medida facilita el que las escuelas administren el Programa de Desayunos Escolares.

La SB 376 intenta aumentar la participación de escuelas en el Programa de Desayunos Escolares. Tan recientemente como en 2009, la participación está por la mitad de su programa hermano --el Programa Nacional de Almuerzos Escolares. Aún más, muchos estudiantes elegibles optan por no aprovechar el Programa por el estigma de recibir alimentos gratuitos o a precio reducido. Ofrecer un desayuno gratis a todos los estudiantes en una escuela eliminaría ese estigma.

Como fue aprobada en comité, la SB 376 da a escuelas la libertad de experimentar con varios métodos de distribución de desayunos. Por ejemplo, las escuelas pueden servir los desayunos en los escritorios de estudiantes antes del comienzo de clases; las escuelas pueden servir el desayuno al inicio del primer recreo, un tiempo en que los maestros también pueden tomar asistencia; o las escuelas pueden adoptar un modelo "tome y lleve", donde el estudiante que toma el bus escolar puede tomar un desayuno empaquetado al subir, y puede haber alimentos envasados también para estudiantes que no toman el bus.

La aprobación de la medida tendría un enorme impacto en la nutrición de estudiantes de escuelas públicas de Texas. Casi 3 millones de estudiantes en Texas califican para alimentos gratuitos o rebajados, y cerca de la mitad de los estudiantes asisten a escuelas donde por lo menos el 80 por ciento de sus pares también califican para alimentos gratuitos o rebajados.

La SB 376 fue una de las primeras propuestas presentadas por el Senador Lucio en la Sesión Legislativa 83º. La medida fue apoyada temprano en la Sesión por expertos de nutrición en una Cumbre contra el Hambre organizada por la oficina del Senador Lucio. La medida también ha sido apoyada en un informe publicado por el Centro de Prioridades en Políticas Públicas en esta Sesión.

Aprobada por el Comité Senatorial de Educación, la medida pasa a consideración del Senado en pleno.

arriba