COMUNICADO DE PRENSA
del Senador Estatal Rodney Ellis

De difusión inmediata
Marzo 12, 2012
Contacto:
Jeremy Warren (512) 463-0113

Ellis aplaude el rechazo de DOJ a la ley de identificación de votantes en Texas

AUSTIN, TX – El Senador Rodney Ellis (D-Houston) aplaudió hoy la decisión del Departamento de Justicia de EE.UU. de rechazar la preautorización a la controversial ley de identificación de votantes (Voter ID) en Texas. El departamento rechazó recientemente la preautorización de una ley similar de identificación de votantes en Carolina del Sur.

En 2011, la Legislatura de Texas aprobó una legislación conocida como de identificación de votantes, que haría sustancialmente más difícil para posiblemente más de un millón de votantes legales en Texas ejercitar su derecho al voto. La legislación estableció una de las leyes de voto más restrictivas del país. La ley --a la que se oponen grupos desde AARP a MALDEF a NAACP y LULAC--requiere a votantes mostrar una identificación con foto para poder votar.

"Agradezco al Departamento de Justicia por defender el derecho al voto", dijo Ellis. "Durante todo el proceso de preautorización, Texas no logró producir información demostrando que la ley no tendría un efecto discriminatorio en los votantes minoría. El Acta de Derecho al Voto existe para este mismo propósito: proteger la capacidad de todo americano en tener acceso a las urnas".

Bajo la ley de identificación de votantes en Texas, todo votante debería presentar una de las siguientes formas de identificación con foto para poder votar:

Con excepción del certificado de ciudadanía de EE.UU., toda otra forma de identificación debe estar vigente o haber vencido no más de 60 días antes de ser presentada en las urnas.

"Hay más visiones de UFO y Bigfoot que casos documentados de votantes falsos", dijo Ellis. "Después de años de testimonios y debates, los que apoyan la ley de identificación de votantes en Texas todavía no pueden probar su caso: el que los votantes falsos son aunque sea un problema menor en Texas. Nosotros, desafortunadamente, tenemos mucha evidencia de que quitará derechos a votantes estudiantes, ancianos, afroamericanos e hispanos legales. El Departamento de Justicia vio esa evidencia y tomó la decisión correcta".

arriba