COMUNICADO DE PRENSA
del Senador Estatal Rodney Ellis

De difusión inmediata
Julio 18, 2008
Contacto: Tina Tran (713) 236-0306

Carta del Senador Ellis al Gobernador Perry sobre la orden de la Corte Internacional de Justicia en el Caso Medellín

Julio 18, 2008

Honorable Rick Perry
Edificio Capitolio Estatal
1100 Congress, Sala 2S.1
Austin, Tx 78701

RE: Cumplimiento de Texas con tratado internacional

Estimado Gobernador Perry:

Recientemente, la Corte Internacional de Justicia, junto a la Secretaria de Estado Condoleza Rice y el Procurador General de EE.UU. Michael Mukasey, le pidió a usted y al Estado de Texas suspender la ejecución de cinco ciudadanos de México, incluyendo José Ernesto Medellín, para dar mayor consideración al caso y determinar si hubo prejuicio en la violación del Artículo 36 de la Convención de Relaciones Consulares de Viena.

Primero, como funcionario estatal, yo creo que no es apropiado que un gobierno estatal desautorice las obligaciones del gobierno federal en cuanto a política exterior de Estados Unidos. No hay duda de que Estados Unidos (y las autoridades de Texas especialmente) no cumplieron con la obligación de notificar al Sr. Medellín y los otros ciudadanos mexicanos de su derecho a comunicarse y acceder a su consulado bajo la Convención de Viena.

Asegurar que un extranjero arrestado en Texas tenga la oportunidad de recibir asistencia del consulado de su país es una manera de medir la importancia del principio dispuesto en la Convención de Viena sobre Relaciones Consulares. Ese principio es uno especialmente importante para los tejanos que viven, trabajan y visitan países extranjeros. Mostrar consideración por los extranjeros en Estados Unidos bajo las obligaciones de nuestros tratados sirve para proteger a los tejanos y otros ciudadanos americanos, asegurando que toda detención o arresto esté seguida de un contacto con el consulado local de EE.UU., para que pueda brindarse asistencia legal y otro tipo de apoyo.

Como señaló el Juez Stevens en su concurrencia con la decisión de la Corte Suprema en mayo pasado, la obligación de EE.UU. de cumplir con la decisión de la Corte Internacional “recae en todos los estados, así como en el gobierno federal”. El señaló que “el deber de Texas en este respecto es aún mayor, ya que fue Texas que –al no avisar al consulado como lo dispone la Convención de Viena—metió a Estados Unidos en la actual controversia. Habiendo puesto ya a la nación en incumplimiento de un tratado, le queda ahora a Texas prevenir el incumplimiento de otro”.

El 14 de julio, el Congresista Berman de California introdujo legislación que determinaría definitivamente las obligaciones del estado bajo tratados internacionales. Sin embargo, esa medida no será votada antes de la fecha de ejecución de Medellín. Aún más, la legislatura de Texas no vuelve a reunirse hasta enero del 2009. Le pido a usted conceda una suspensión de la ejecución por respeto al Congreso y a nuestra propia legislatura estatal, para permitir a estos dos órganos políticos considerar qué medidas son necesarias para cumplir con las obligaciones internacionales de Estados Unidos y proteger los intereses de todos los americanos que dependen de las protecciones de la Convención de Viena.

Sinceramente,

Senador Rodney Ellis

arriba